Últimamente se han producido incidentes de páginas de internet falsas que se hacían pasar por páginas de Shell México, ofreciendo vender vehículos y solicitando que se les hagan transferencias por cantidades de dinero importantes.

Tenga presente que Shell México nunca hace esta clase de ofertas o pide dinero o pagos.

Recuerde que este tipo de comunicaciones es fraudulento. No provienen de Shell ni están relacionadas con nuestros negocios en México.

Le recomendamos que no responda nunca a una propuesta de negocio que no haya solicitada ni a ofertas de personas a las que no conoce. No revele nunca sus datos personales o financieros a desconocidos.